domingo, 2 de agosto de 2015

Los capitaleños reciben con alegría la lluvia.

SANTO DOMINGO/Diariolibre.- Después de varios días de una ola de calor y sequía en el territorio nacional, el cielo se cubrió de una intensa lluvia que refrescó el ambiente.
Los capitaleños recibieron con alegría la lluvia al final de la tarde. En algunos barrios los niños aprovecharon bañarse. El tránsito vehicular se hizo lento.
A pesar de la temperatura calurosa pronosticada por la Oficina General de Meteorología (ONAMET) para este fin de semana, la tarde del segundo día de agosto se refresca.
No obstante, la entidad prevé que, tanto el Distrito Nacional como Santo Domingo, Norte, Este y Oeste tendrá chubascos aislados de corta duración durante este domingo y los próximos días.
Ni el polvo del Sahara ni el hecho de que es el último mes de la época de verano impidieron a que la capital eliminara el calor que hace semanas sufría.

No hay comentarios:

Publicar un comentario