domingo, 11 de septiembre de 2011

Los homenajes por el 11-S inundan Nueva York más allá de la "zona cero"


EFE
Nueva York
Los homenajes por el décimo aniversario de los ataques del 11-S inundaron hoy Nueva York más allá de la ceremonia oficial en la "zona cero" gracias a múltiples iniciativas que rindieron tributo a las víctimas con conciertos, danza, misas y hasta cadenas humanas por toda la Gran Manzana.

La Semana de la Moda de Nueva York, que arrancó el pasado jueves, guardó este domingo un minuto de silencio antes del comienzo de los desfiles en el Lincoln Center neoyorquino, donde además cien bailarines vestidos de blanco interpretaron la coreografía "Table of Silence Project 9/11" en memoria de las casi 3.000 personas que murieron en aquellos atentados terroristas.

La danza se llevó a cabo a las 8.46 hora local (12.46 GMT), el momento en el que el primero de los aviones colisionó contra la Torre Norte de las Torres Gemelas hace ahora diez años y el mismo momento en el que, en la "zona cero", el presidente de EE.UU., Barack Obama y su predecesor, George W. Bush, entre otras personalidades y familiares de las víctimas, guardaron un minuto de silencio.

La música también sirvió para homenajear a las víctimas y en la sala Joyce SoHo de Manhattan se realizó un "maratón" de música clásica bajo el nombre "Music After" que seguirá hasta la medianoche de este domingo.

En el Downtown neoyorquino, la iglesia de San Pedro acogió una ceremonia religiosa en memoria de los miembros de la Autoridad Portuaria de Nueva York y Nueva Jersey que perdieron la vida hoy hace diez años, un acto similar al que el sábado albergó la catedral de San Patricio para tributo a los 343 bomberos que murieron entonces.

Por otro lado y tampoco a mucha distancia del epicentro de las conmemoraciones en la "zona cero", más de cinco mil neoyorquinos y turistas formaron el sábado una llamativa cadena humana en la que entrelazaron sus manos a lo largo del río Hudson en el lugar conocido como Battery Park City.

Los homenajes se extendieron durante el fin de semana por toda la isla de Manhattan, como el celebrado en Bryant Park, donde el jardín central que domina ese conocido parque del Midtown neoyorquino está cubierto por 2.753 sillas vacías en recuerdo a las víctimas de los atentados.

En ese mismo lugar llevan instalados desde el sábado un grupo de voluntarios pertrechados con máquinas de escribir de color negro frente a la Biblioteca de Nueva York, desde donde invitaron a los visitantes a dejar por escrito sus respuestas a la pregunta "¿Qué te gustaría que el mundo recordara sobre el 11-S?".

Los más madrugadores pudieron participar también hoy en una carrera, la "September 11th 50k Race", que partió de la entrada principal de los ferry que salen a Staten Island y bordeó toda la isla de Manhattan y pasó por delante de la "zona cero" hasta terminar de nuevo en Battery Park.

Además, como cada aniversario desde el 11-S, dos potentes haces de luz que reproducen la forma de las Torres Gemelas brillarán hasta el amanecer del lunes en el sur de Manhattan, un área en la que además está atracado el buque militar USS New York, creado con siete toneladas y media de acero extraído de restos de las Torres Gemelas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario