domingo, 28 de agosto de 2011

Falta de energía provocaría la muerte de niños quemados .

Por Julia Ramírez/Elcaribe.com

La tristeza llego a la calle Acapulo, Paseo B, del Edificio 14 del sector Los Tres Brazos cuando la tía de Janiel dejara una vela cerca de la cama de éste y fuera a comprar unos pampers al colmado alrededor de las once y cuarenta de la noche. La vela se volteó sobre el camarote donde dormían los menores incendiándolo inmediatamente.

“No tengo mucho conocimiento del caso lo único que sé es que ella (la tía) dejó los niños solos para salir al colmado y como en éste barrio nunca hay luz, dejó una vela encendida cerca del camarote y ésta provocó el incendio. Eso sucedió porque aquí no mandan la luz, en éste barrio nunca hay luz. Cuando llegaron los bomberos ya los vecinos habían apagado el fuego, y cuando pusieron luz encontraron los dos niños carbonizados, al grado de que al más grande se le veían los huesos” dijo Maritza Hidalgo de 47 años, abuela de Yamin Morfi.

Janiel Vizcaíno Polanco, de 3 años, y Yamin Morfi, de 2, estaban durmiendo en su residencia cuando el fuego que inició en la habitación los carbonizó, y con ellos parte de la casa.

“No había luz, como siempre, y una vela ocasionó el incendio. Cogimos todos los tinacos y los rompimos para intentar salvarlos, pero el humo lo impedía. La culpa es de la luz porque aquí nunca hay. Si hubiese habido luz no habría que encender velas” coincidieron Alejandro Castillo y Fabio Acevedo, vecinos de las víctimas.

La Policía explicó que Janiel era hijo de Carolina Vizcaíno, de 22 años, y Yamin era nieto de Maritza Hidalgo, de 47.

No hay comentarios:

Publicar un comentario